Un perro policía retirado que fue dejado en un refugio de animales por su jefe de policía encuentra un hogar para siempre

A todo el mundo le gusta creer que los perros que trabajan con la policía para la Unidad K-9 son tratados con respeto y de forma justa. Aunque esto suele ser así, a Ringo, un perrito que se jubila después de años de servicio para la Unidad K-9, no se le dio este mismo trato. Su adiestrador lo dejó en un refugio de animales en lugar de ofrecerle un hogar para siempre, tal como prometió.

Según informa CBS 17 News, Ringo trabajó duro durante toda su carrera y proporcionó a la comunidad un gran servicio. Por desgracia, su plan de jubilación no era tan seguro como debería haber exigido su servicio. Fue hace solo dos meses que el Departamento de Policía de Jackson hizo una publicación en referencia a la jubilación de Ringo y de su compi Alpha. Ambos fueron trabajadores leales y esperaban una vida llena de mimos en el mundo de los civiles.

apost.com

Se suponía que Carl Ellis, el adiestrador de Ringo, iba a proporcionarle a este leal perro un hogar feliz para siempre en el que pudiera vivir sus últimos años como un perro normal. Sin embargo, el JPD descubrió más tarde que Ellis decidió dejar al ya jubilado exmiembro de la unidad K-9 en un refugio de animales local. El perro tan altamente cualificado fue llevado a un refugio en Madison, Mississippi.

Poco después de la llegada de Ringo, el personal del refugio contactó con el antiguo entrenador de Ringo. Randy Hare es un entrenador del centro de entrenamiento Alpha Canine y fue el encargado de enseñar a Ringo esas habilidades que usó estando en la Unidad K-9. Al enterarse del trato injusto que había recibido Ringo, Hare salió al rescate del perro.

Hare quedó horrorizado por la traición cometida y lo notificó inmediatamente al JPD. Desde que supo sobre la decisión de Ellis, a este oficial se le ha relegado a un puesto de simple patrullero. Hablando sobre el tema, el sargento Roderick Holmes dijo a CBS 17 News que los perros K-9 son como familia y que merecen encontrar un hogar amoroso para su jubilación.

A pesar de la declaración, Hare no estaba convencido de que el JPD fuera a hacer lo necesario para asegurar que sus perros recibieran un trato excelente una vez que se jubilan. Está reconsiderando el seguir entrenando a perros policía en el futuro, tal como comunicó a la agencia de noticias. Hare reconoció que solo podía basar sus juicios en las acciones pasadas del Departamento de Policía de Jackson.

Aunque esperaba que la nueva administración mejorara la situación, sigue basándose en su experiencia previa con el departamento. El JPD está implementando un sistema diferente que asegurará que los jubilados de la Unidad K-9 y sus compañeros todavía en activo reciban una mejor supervisión. Esperemos que la nueva política pueda garantizar que nada de esto vuelva a ocurrir.

Si te ha parecido interesante esta historia, compártela con un familiar o con algún amigo al que le encanten los perros. ¡Dinos lo que piensas sobre esta historia!