Te presentamos los siete vestidos de novia más costosos de la realeza

Para nadie es un secreto que la familia real tiene gustos bastante opulentos en cuanto a la moda. Y esa pasión por los excesos llega a su máxima expresión en las bodas. Cuando se celebra una boda real, podemos estar seguros de que el vestido de la novia será absolutamente espectacular.

La mayoría de las novias dedican al vestido aproximadamente el 10 por ciento de todo el presupuesto de la boda. El gasto total de una boda real siempre termina siendo cien veces mayor al de una boda "normal", cuando menos. Sin embargo, entre las mismas bodas reales hay cierta competencia por ver quién lleva el vestido de novia más elaborado. En esta ocasión te vamos a presentar siete de los vestidos de boda más caros que ha usado la realeza, desde la princesa Eugenia hasta Lady Di.

#7 Reina Isabel II

Hulton Archive/Getty Images/Getty Images

Aunque ahora se ha hecho más conocida por vestir atuendos más reservados y conservadores, la reina Isabel II no es ajena a las exquisiteces de la vida. La boda que se celebró entre la reina y Felipe Mountbatten, el duque de Edimburgo, tuvo lugar en 1947. Como Inglaterra todavía se estaba recuperando de una terrible guerra, se acordó que el vestido debía ser relativamente sencillo. Sin embargo, eso no impidió que esta obra maestra del diseño alcanzara el impresionante precio de 30.000 libras esterlinas (unos 37.237,95 dólares estadounidenses), de acuerdo con Harper's Bazaar.

El vestido, elaborado con seda china, es creación de Norman Hartnell. Tiene una silueta conservadora, con un corpiño hecho a medida, cuello alto y una dramática cola de 4 metros de largo. Para darle mayor elegancia al conjunto, lo adornaron con incrustaciones de perlas y diamantes, incluyendo rosas, flores de jazmín y flores de borraja.

apost.com

#6 Sarah Ferguson

Hulton Archive/Getty Images/Getty Images

La reina se vistió de seda, pero Sarah Ferguson optó por un vestido de satén color marfil para su boda con el príncipe Andrés, en 1986. Este vestido comparativamente simple fue diseñado por Lindka Cierach.

A pesar de su aparente sencillez, la pieza tenía cuentas extremadamente intrincadas que representaban temas náuticos, como tributo al pasado marinero del príncipe. Con todo y sencillez, el vestido supuestamente costó alrededor de 45.000 dólares, según la revista People.

#5 Princesa Diana

Princess Diana Archive / Hulton Royals Collection / Getty Images

Es cierto que el vestido de la princesa Diana no es el más decorado de todas las bodas reales, pero sí es uno de los más grandes. En 1981, para su boda con el príncipe Carlos, Diana le encargó a David Emanuel el diseño de este impresionante arreglo, color seda marfil.

Además, todo el vestido estaba adornado con lentejuelas, encajes, perlas y muchos otros adornos. El tamaño de la prenda es impresionante, con una cola de más de 7 metros, lo que la convertía en la cola más larga que se haya usado en una boda real. ¿El precio? La friolera de 115.000 dólares, según la CNBC.

#4 Meghan Markle

Ben Birchall/WPA Pool/Getty Images

Meghan Markle ha sido un icono de la moda desde que se convirtió en el centro de atención de la prensa. Por eso no es de extrañar que su vestido de novia fuese una obra maestra. Este diseño de Claire Waight Keller fue confeccionado por la casa de modas parisina Givenchy. Según diversas fuentes, se necesitaron más de 3.900 horas para completar el traje.

El velo de casi 5 metros estaba intrincadamente blasonado con las flores nacionales de 53 países, con lo que la duquesa quiso hacer referencia a sus aspiraciones internacionales. En total, este vestido costó 110.000 libras (el equivalente a unos 135.000 dólares), según la CNBC.

#3 Princesa Eugenia

Samir Hussein/WireImage/GettyImages

La princesa Eugenia hizo todo lo posible para que su vestido de novia estuviera en la cumbre de la elegancia y el diseño. En su matrimonio de 2018 con Jack Brooksbank, llevó un vestido diseñado en conjunto por Christopher de Vos y Peter Pilotto.

La prenda hacía numerosas referencias a sus ancestros, ya que incluía un trébol (símbolo de Irlanda), un cardo (Escocia) y una rosa de York. ¿Cuánto costó este homenaje a la elegancia? Cómo mínimo, la impresionante suma de 135.000 dólares, según Harper's Bazaar.

#2 Catalina de Cambridge

Samir Hussein/WireImage/Getty Images

El premio al segundo vestido de novia más caro es para la hermosa Catalina de Cambridge. Ella se ve impresionante con cualquier prenda. Sin embargo, el vestido de novia que lució en 2011 durante su boda con el príncipe Guillermo fue realmente inolvidable.

Hecho en colaboración con Sarah Burton, este vestido de forma clásica llevaba un corpiño victoriano, aros de rouleau, encaje hecho a mano, y una cola comparativamente discreta, de casi 3 metros de largo. Sus padres tuvieron que desembolsar nada menos que 434.000 dólares por este vestido, según la CNBC.

#1 Reina Letizia de España

Lalo Yasky/WireImage/GettyImages

Sorpresivamente, el vestido más caro de la realeza no está dentro del territorio británico. En 2004, para su boda con el rey Felipe, la reina Letizia de España llevó un vestido confeccionado por el modisto real Manuel Pertegaz.

De acuerdo con Harper's Bazaar, este traje costó 8 millones de dólares. El traje llevaba hilo de oro auténtico, bordados a mano y una gran diadema de diamantes.

¿Cuál es tu vestido de novia favorito? Déjanos tus comentarios, y no te olvides de compartir este artículo con tus seres queridos, para ver qué opinan.