Perrita valiente abandonada en la basura encuentra un amoroso hogar para siempre

Chi Chi, la perrita golden retriever de nuestra historia, fue abandonada a su suerte en una bolsa de basura hasta que unos rescatadores la encontraron, en Corea del Sur. La organización ARME (Animal Rescue, Media & Education) quiso compartir un vídeo sobre la perra rescatada en 2014. En este vídeo se cuenta cómo Elizabeth Howell, de Arizona, en Estados Unidos, supo de la existencia de Chi Chi, y decidió darle un hogar para siempre.

Por desgracia, en marzo de 2018, la heroica y hermosa perra fue diagnosticada con un agresivo tumor en su cavidad nasal. Falleció en febrero de 2019.

Chi Chi fue una perrita golden retriever que superó obstáculos aparentemente insuperables hasta llegar a convertirse en la perrita heroína del año 2018.

A punto estuvo de no pasar de ser una simple cachorrita. Nacida en Corea del Sur, Chi Chi sobrevivió a la vida una granja productora de carne, y acabó siendo encontrada en una bolsa de basura. Tirada como si de basura se tratara, le habían atado muy fuerte sus patitas. El fino y afilado alambre había cortado severamente su piel. Cuando la encontraron, Chi Chi fue llevada al veterinario. Debido a sus graves heridas, tuvieron que amputarle sus miembros justo por encima de las patas. La pequeña perrita maltratada quedó con unos dolorosos muñones.

apost.com

Pese a todo, ella siguió adelante con tenacidad, pasando por duros meses de rehabilitación y ganando gradualmente fuerza y seguridad. Sin embargo, todavía necesitaba un hogar para siempre. No todo el mundo puede acoger a un animal gravemente herido, especialmente a uno que obviamente va a necesitar más atención veterinaria.

La ARME (Animal Rescue, Education, and Media) se dedicó a contar la historia de Chi Chi. La perrita tenía las cuatro patitas con prótesis. Cada una tenía que ser cuidadosamente hecha a la medida porque le amputaron cada patita a distintas alturas.

Desde el otro lado del mundo, en Arizona, Elizabeth Howell vio un vídeo sobre Chi Chi y conoció su historia. Inmediatamente supo que Chi Chi tenía que ser parte de su familia. ARME la ayudó a tramitar la adopción, y pronto Chi Chi se encontró de viaje hacia su hogar para siempre.

Aprender a caminar con las extremidades artificiales fue todo un desafío, pero Chi Chi lo dominó mucho más rápido de lo que nadie esperaba. La gente estaba alucinada por su dulzura y por todo el amor que derrochaba. Chi Chi comenzó a recibir entrenamiento como perra de terapia, llevando consuelo a veteranos, ancianos, personas con discapacidad, así como a un montón de personas a las que habían amputado algún miembro.

En 2018, la organización American Humane Society la nombró Hero Dog of the Year (perra heroína del año), tanto por superar sus propias dificultades como por ayudar a los humanos a lidiar con las suyas. Chi Chi continuó inspirando a todos los que la rodeaban con su historia y con su actitud tan amorosa. Pero, tristemente, en marzo de 2018 los médicos le descubrieron un agresivo tumor canceroso. A pesar de su increíble fortaleza, Chi Chi no logró superarlo.

En febrero de 2019, falleció. Pero a pesar de la tristeza por su pérdida, su recuerdo y su legado todavía nos pueden servir de inspiración. Ella será recordada como un brillante ejemplo de lo que es el verdadero heroísmo.

¡Qué historia tan increíble! Chi Chi debería de servirnos de inspiración. Comparte la historia de la valiente Chi Chi con tus amigos y con tu familia.